Cómo mejorar la convivencia durante el primer año de casados

Existen parejas que conviven en común antes de darse el sí quiero. Sin embargo, también existen muchas personas que no dan este paso hasta que se han casado. El primer año de convivencia es complejo porque implica un proceso de adaptación a una nueva rutina en la que conviene encontrar puntos de encuentro.

Pueden surgir las dificultades de compartir el espacio y observar más de cerca los defectos del otro. En la convivencia en pareja, existen momentos que son muy poco románticos pero está claro que el amor es un sentimiento mucho más profundo que el romanticismo propio de las comedias de Hollywood.

¿Cómo potenciar la comunicación y el diálogo en esta fase de la relación?

Foto: Facundo Santana
Foto: Facundo Santana

1. En primer lugar, conviene tener la humildad suficiente para pedir disculpas ante un error. Cuando reconoces abiertamente que te has equivocado muestras la grandeza de las personas verdaderamente sabias que no cometen el error de querer tener siempre la razón en una discusión de pareja.

2. Es positivo concretar una agenda de horarios compatibles en la que poder establecer rutinas compartidas en el día a día. Por ejemplo, es muy saludable comer y cenar juntos para charlar sobre cómo ha ido el día.

3. Conviene concretar un cronograma de realización de las tareas de la casa con un reparto equitativo en la asignación de cada gestión. El orden en el hogar también mejora la convivencia puesto que potencia el bienestar.

4. Puedes concretar junto a tu pareja cuáles son vuestras normas principales para mantener un buen clima en la convivencia.

5. El hogar es un espacio de bienestar en el que vivir momentos inolvidables. Por ello, disfruta de tu hogar, cuida los detalles en la decoración de la casa y organiza planes relajantes junto a tu pareja. Puedes programar una sesión de cine en televisión, organizar una cena romántica, poner música de fondo y bailar en el salón… Por supuesto, también podéis ser los perfectos anfitriones invitando a vuestros amigos y familiares a casa. Es muy positivo a nivel emocional que una pareja comparta tiempo con sus seres queridos y no se encierre en si misma.

6. Pon en práctica el sentido del humor para relativizar las dificultades del día a día. Aprende a marcar distancia respecto de las tecnologías para potenciar el diálogo de pareja. Por ejemplo, apaga el teléfono móvil a partir de las 9 de la noche.

7. Evita hacer interpretaciones subjetivas a partir de las acciones de tu pareja. Si tienes alguna duda, pregunta a tu interlocutor. Del mismo modo, expresa claramente cuáles son tus puntos de vista y tus peticiones. Uno de los errores de comunicación más frecuentes es que cada uno dé por supuesto que el otro puede adivinar sus pensamientos.

8. El amor se crea día a día. Es decir, cada día tienes que comprometerte nuevamente con tu pareja a quien diste el sí quiero en el día de vuestra boda. Es maravilloso construir una relación poniendo el punto de atención en las virtudes de cada uno y no en los defectos.

Autora Invitada:

Maite Nicuesa Guelbenzu,

Leave A Comment